lunes, octubre 22, 2007

Los cinco puntos.

Los chicos dicen que hay diferencias dentro del barrio. Están los “más vagos”, “los guachis”, “los copados”; y están “los que se la mandan”, “los volados”, “los guachos moqueros”, esos que dejan mal al barrio. También están “los caretas”, “los que no son del palo”. Los más admirados son también los más temidos, son “los que van de caño” y “no se comen ninguna”. Son héroes porque defienden el lugar, su territorio. Si estás bien con ellos estás bien seguro en el barrio. Pero hay que tener mucho cuidado. No desprevenirse nunca. El barrio está cada vez más irrespetuoso.

En una pared se lee “Villa María”, junto a la leyenda un “gnomo-peque”, demacrado y con los ojos rojos, fuma un largo cigarrillo de la “hierba santa”. Homero Simpson con la camiseta de El Globo sostiene una cerveza Andes. Los símbolos son abundantes pero los significados no se alejan más allá de la idiosincrasia de la esquina. La Mona Jiménez es lasherina (y no lasherino), según dice un graffiti.

1 comentario:

Berrysand dijo...

yo he visto al mismo homero con la birra y los trapos del tomba eh!

Muy entretenido su blog Don.